Sobre la “narco-balacera” en la CDMX; el crimen organizado no es algo nuevo en la capital

Lo preocupante de la “narco-balacera”* acontecida en la madrugada de hoy en el Centro Histórico de la capital, no es el hecho de que haya ocurrido como tal, sino de que debe ocurrir un hecho de esa magnitud para que el tema de la inseguridad ocupe un titular en la opinión pública.
 
En caso de que los actores de la tragedia sí pertenezcan al crimen organizado -ya que los testimonios no apuntan a una simple “riña” como lo ha sido la declaración oficial y de sus medios- es vital considerar que esto no es algo ‘nuevo’. La espectacularización reemplaza la posibilidad de apropiarnos de la memoria.
 
Tan sólo hace un mes, vimos a un centenar de personas coreando epitafios y afectos populares en el funeral de “El Ojos”, líder del Cártel de Tláhuac, de las cuales 7 fueron detenidas en tan bochornoso acto y 2 de ellas llevaban armas y cantidades considerables de droga.
 
¿Acaso esos ‘camaradas’ aparecieron de la noche a la mañana? Como he escrito en distintas investigaciones, la criminalidad necesita de un blindaje comunitario para reducir su confrontación con el aparato estatal -aunque estén evidentemente en alianza, o al menos, en conocimiento recíproco de quien ‘maneja el changarro’-. Escuadrón tras escuadrón, célula tras célula, dealer tras dealer (el mismito que conocíamos en la secundaria/bachillerato por vender la droga o llevar a sus pubertos clientes a “El Punto”), todo ese blindaje conlleva sino años, sí meses de preparación en el negocio del dinero fácil.
 
La CDMX ya está empatando con los índices de crímenes e inseguridad que viven estados como, por ejemplo, Michoacán, Sinaloa o Veracruz, etc., por lo que esta nueva ola de violencia no debe pensarse céntricamente, sino de manera más extensa. ¡Descentralicemos todo! Logremos que un acto de violencia en la ruralidad más oculta de Guerrero y en el bar más hipster de la CDMX, tengan el mismo valor humano y de indignación.
 
La empatía con el-otro habrá de romper geografías y fronteras.

 

* Considerando las repercusiones de una palabra, es posible que el término sea exagerado para el suceso. Así fue publicado por Aristegui Noticias: “Al estilo del narco, balacera en Centro Histórico de CDMX; 2 muertos y 3 heridos”.

714 total views, 3 views today

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.