Sociedad civil y afectados tras terremoto piden “no dar ni un peso al gobierno ni confiar en el”; hablan sobre el accidente en Jamiltepec

Ruptura Colectiva (RC)

Tanto los directamente afectados de los pueblos de la Costa de Oaxaca como la mayoría de los mexicanos de otros estados, han expresado vía telefónica ante este medio y en redes sociales su repudio a la ineptitud, negligencias y minimización del gobierno ante los daños generales tras el terremoto de este viernes.

Una de las circunstancias más criticadas en estas horas que han transcurrido, fue la del desplome de un helicóptero militar de la Secretaría de Defensa Nacional (SEDENA) en un campamento de damnificados en la colonia Aviación del municipio de Jamiltepec que hasta el momento ha cobrado la vida de 14 personas (entre ellas, 1 bebé y dos menores de edad) y provocó 15 heridos. Aunque las calles de la localidad se encuentran sitiadas por efectivos policiales y la Marina, existe una amplia desconfianza en las autoridades “porque sólo han llegado ahí a ponerse y no hacen nada (…) lo que ahorita nos gustaría sería pues empezar a recoger escombro y que vengan los encargados a decirnos en qué casas puede vivir uno y cuales se pueden caer o hay que resanar”, narra una de las vecinas de la colonia que escuchó el estruendo del impacto del helicóptero sobre unas unidades de transporte colectivo, y después… sólo los gritos.

En torno a esto, distintos usuarios virtuales concuerdan que lo ocurrido no fue un accidente, sino una consecuencia lógica de intentar arribar a una comunidad desconocida, sin luz y sobre todo, por vía aérea, “sólo con la intención de protagonizar la tragedia y tomarse la foto fingiendo que ayudan”. Lo que pareciese un acto de determinación humanitaria, en realidad fue un homicidio invountario.

Algunos testimonios de Pinotepa Nacional remembran lo ocurrido en Juchitán el pasado 7 de septiembre y expresan que “en realidad la presencia de los políticos no sirve de mucho (…) a lo mejor para que escucharan lo que la gente está sintiendo, el temor, el cómo van a reconstruir sus casitas, pero todo el trabajo que viene después ellos no ponen ni un solo dedo”, dice la señora Dolores que ha estado al pendiente de lo que sus vecinos necesitan en la Calle 15-A Oriente en la región oriente del pueblo.

“Ya vimos lo que pasó con la gente del Istmo: pura tranza. Me acuerdo que su presidenta municipal se robó los fondos para damnificados, sé que hay gente que todavía está en casa de campañas y que se tuvieron que tirar muchas casas sin dar un beneficio a sus propietarios. A ver si aquí sí nos apoyan y no se hacen guaje”, narra Héctor, vecino de la Av. Juárez en la cabecera municipal en donde principalmente resultaron dañados establecimientos particulares.

En un post en Facebook que casi llega a los 10,000 compartidos, los usuarios incluso han propuesto que al iniciar las donaciones, todo lo recaudado sea autoadministrado por los pobladores afectados bajo un esquema de organización asociativa (presidente-secretario-tesorero): Buenos días gente muy linda que quiere donar y pueden que Dios se los multiplique, pero ni un peso al gobierno porque se lo queda, mejor directo, hagan un comité con presidenta, secretario y tesorero, y que manejen bien el dinero para la ayuda”

540 total views, 1 views today

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.